Alimentación

Consumir azúcar te engorda más que comer grasas


buena alimentacion

La causa de esos molestos kilitos demás NO es la grasa de tus comidas, sino el azúcar.

El investigador médico Aaron E. Carroll y otros estudios de los últimos años han encontrado que el azúcar te vuelve más propenso a la obesidad que las grasas.

Azúcares malos vs. buenos

Lo verdaderamente importante cuando se quiere perder peso es la cantidad de calorías que consumimos.

El problema con los azúcares procesados como los zumos, bebidas gaseosas y bollería, es que tienen muchas calorías “vacías”, es decir que no aportan nutrientes; por eso nos sacian durante y un tiempo y a los pocos minutos volvemos a tener hambre y, como consecuencia, comemos más.

Para tener mejores hábitos alimenticios debemos preferir el azúcar que las frutas contienen de manera natural ya que al comerlas no solo estamos consumiendo carbohidratos, también agua, vitaminas, minerales y fibra que nutren a nuestro organismo.

alimentacion saludable

Las grasas no son las enemigas

Nuestro cuerpo necesita grasas para funcionar correctamente, pero para mantener buenos hábitos nutricionales debemos evitar las grasas trans y saturadas y optar por consumir las no saturadas. Estas las podemos encontrar en las nueces, el aguacate, frutos secos, algunos pescados y en los aceites vegetales.

Así daña el azúcar a tu cuerpo

Además del aumento de peso, el exceso de azúcar también tiene las siguientes consecuencias:

Hambre descontrolada: el consumo elevado de azúcar provoca resistencia a la leptina, hormona que regula el hambre, como consecuencia aumenta el apetito.

Diabetes: las personas que consumen productos altos en azúcares corren mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.

Erosiones dentales: las bacterias de tu boca se alimentan de monosacáridos, luego producen ácidos que destruyen el esmalte de tus dientes lo que a su vez provoca las erosiones.

Caries: Las bacterias se introducen en los huecos de los dientes desgastados y viven allí dentro, provocando dolor, manchas y sensibilidad dental. Lamentablemente no es suficiente limpiar la boca para eliminar las caries, se requiere de la intervención de un odontólogo.

Malnutrición: el que una persona tenga sobrepeso no significa que esté bien nutrida, de hecho la mayoría de personas que basan su alimentación en una dieta rica en azúcares sufren deficiencias de calcio, vitaminas y ácido fólico.

Hipertensión: el exceso de glucosa en la sangre es un factor de riesgo para desarrollar tensión alta, lo que a su vez puede inducir enfermedades cardiacas.

Adicción: el azúcar incrementa los niveles de dopamina, un neurotransmisor asociado con el placer, por eso entre más azúcar comemos, más queremos seguir consumiendo.

¿Cómo disminuir el consumo de azúcar sin morir en el intento?

Recuerda que lo importante no es ponerte en una dieta estricta que vas a romper a los tres días, sino aprender a incorporar hábitos saludables a tu vida diaria.

Para empezar a disminuir tu consumo de azúcar puedes seguir estos tres consejos:

  1. No compres bebidas endulzadas
  2. Evita añadir azúcar a tus bebidas, como al café o al té, en su lugar puedes añadir canela que tiene un ligero sabor dulce.
  3. Cuando horneés algún pastel o galleta sustituye el azúcar por fruta seca o fresca.
Hecho por: Kontent Room

También te va a interesar...